Se muestran aquí unos textos misceláneos (diario, cuentos, reflexiones varias...) encontrados entre los papeles del periodista Pepeleche, quien decidió abandonar su confortable vida en busca de la iluminación en medio de las cumbres del Himalaya.

sábado, 2 de mayo de 2009



Rutina

Rutina de los días sin forma,

neblina acuosa que mezcla

sueño, vida y deseo.

Maldita rutina que me amartilla,

que me salva de caer de los relojes.

¡Oh!, rutina, a ti me encomiendo

y te dedico esta oda salvaje

para que te vistas de amaranto y oro

y torees el fiero animal del tiempo

con naturales y templados pases.

Mata al final el tiempo

o mátame a mí, rutina,

y corona tu faena con un saludo,

un eterno saludo altanero

a la bella tarde azul de primavera

y al delirio de los tendidos y a la arena

que tus pies alados besan.

Cuando des la vuelta al tiempo

al final de tu faena,

siempre estaré yo para aplaudirte,

rutina, desde lejos.

No hay comentarios:

Buscar este blog

Archivo del blog